Doña Perfecta

Llevo toda mi vida intentando hacer las cosas lo mejor posible, y ahora no sé hasta que punto es lo que hay que hacer.

He intentado ser la hija perfecta, la hija de la que mis padres estuvieran orgullosos y de la que pudieran presumir. Siempre he estudiado mucho y he sido responsable, aunque nunca llegué a ser sobresaliente.

Imagen

Intenté ser culta y dí clases de pintura, de piano, de guitarra y de baile. Incuso de teatro, pero en todas y cada una de ellas lo que descubrí es que le arte no iba conmigo.

 He intentado ser la hermana perfecta, ocupándome de mis hermanos pequeños y cuidándoles. Siendo su confidente y cubriéndole de mis padres cuando iban creciendo. Con los mayores también me he portado lo mejor que he sabido, queriendo siempre ser lo que a ellos les parecía que debía de ser, preocupándome de lo que ellos pensaran de mi.

 He tratado de ser la nieta que mis abuelos querían, de la que pudieran hablar orgullosos a sus amigos. Responsable, educada y cariñosa. Atenta y cuidadosa. No demasiado fiestera pero lo suficiente como para tener una vida social

Imagen He tratado de cuidar mi dieta, aunque mi debilidad por la comida no me ha dejado nunca llevar la dieta que debería. Intenté ser deportista y llevar la vida más saludable que pudiese, pero ni la natación, ni el baloncesto, ni el padel, ni el tenis.. ¿Qué le vamos a hacer si no soy habilidosa para los deportes?

 Me propuse aprender a cocinar, saber llevar una casa, poner lavadoras, fregar y planchar para así ser autosuficiente y poder llevar bien mi casa el día de mañana.

 Por supuesto he intentado ser la amiga perfecta. Estar ahí siempre que lo han necesitado cualquiera de ellas. Mantener el contacto con las que están lejos, y ver a menudo a las que están cerca.

Imagen Siempre he intentado pensar en los demás antes que en mí, y desde luego me he intentado regir por “no hagas lo que no te gustaría que te hicieran”.

 He intentado ser lo que los demás querían que fuese, hasta que me gané la fama de “doña perfecta” y entonces, ya no había vuelta atrás. Hay que cumplir con la expectativas y guardar las apariencias.

 Pero realmente ahora me pregunto ¿Y para qué sirve todo esto? ¿De verdad es lo que yo quiero? Por que a veces me encantaría hacer cosas que no debería, comer todo lo que me gustaría, y beber más. Me gustaría poder salir, bailar, cantar y gritar sin tener que pensar en la imagen que voy a dar. Me gustaría de vez en cuando vestirme con algo que se salga de lo normal, no preocuparme de que sea demasiado atrevido o que me quite la etiqueta de “que elegante va esta chica siempre”.

 Me gustaría de vez en cuando dejar de ser la amiga responsable, la que cuida y se ocupa de las demás. La que si pasa algo va a poner la cabeza y solucionar los problemas. Me gustaría alguna vez ser yo la que pueda perder la cabeza, la que me meta en algún lio por lo bien que me lo estoy pasando aunque me tengan que sacar de él.

Imagen Por que a veces los planes que debería hacer me aburren, la ropa que debería ponerme me da pereza y las historias que me cuentan no me importan absolutamente nada.

 He intentado toda mi vida, con todas mis fuerzas y poniendo siempre toda la racionalidad del mundo en ser la niña/ mujer que debía ser, una mujer de bandera, o como quién dice una mujer como Dios manda.

 Pero me he perdido muchas cosas por intentar contentar a los demás antes que vivir mi vida, por vivir la vida que ellos querían que tuviera y la que se suponía que debía llevar.

 Y ya me he cansado de intentar ser la niña que todas las madres quieran para sus hijos, la que todas pongan de ejemplo. Me he cansado de que mis amigas me pongan de excusa para poder ir a los sitios, porque si está A las madres están tranquilas. Me he cansado de lo que siempre he intentado ser. Me he cansado de intentar ser algo que no era con todas mis fuerzas. Y ahora pienso si de verdad merece la pena o será mejor relajarme, ser yo misma y empezar a vivir.

Imagen

-A.

Anuncios

25 pensamientos en “Doña Perfecta

  1. Con 45 años me he sentido identificada en… casi todo!!!
    Y con todos estos años, te digo que vale la pena! Porque conociendo el lado “correcto” de la vida, puedes entrar y salir de éste y probar todo lo que quieras… porque ya tienes el referente!!!
    El que vive en el caos desde el principio, es difícil que logre el equilibrio…

  2. Siento cómo sí esto fue una narración de mi propia vida. Este Post llego muy dentro de mi y me dio a ver la realidad de mi vida.

    Para la autora: me gustaría saber si este Post está en inglés. Si no, y si estas interesada, puedes contactarme y yo podría ayudar con la traducción.

    • Hola Maria,
      muchas gracias por tu comentario. El post no lo tenemos en inglés, escribimos en español y publicamos directamente aquí la verdad.
      Supongo que nunca está demás tener el texto traducido pero no sé si será mucho trabajo y tampoco tenemos donde publicarlo que no sea aqui.
      De todas maneras gracias otra vez.
      -A.

  3. Me identifique, tengo 23 años y me siento cansada. Desde la separación de mis padres he tomado esa descripción. Y me canse. Gracias por este Post. Me dio a entender que es hora de vivir sin limitarse a la perfección.

      • Creo que no te deberías de cansar de lo que eres. Si has querido ser como eres es por algo y hacer las cosas bien son las que te llevan a la verdadera felicidad.No pienso que deberías cambiar sino buscar un balance en tu vida. Hay que saber medir las cosas, todo en exceso es malo. Sigue disfrutando de la vida pero no olvides quien eres.Nadie es perfecto , siempre hay algo que mejorar esfuerza te por hacerlo. No sigas las normas que los demás te ponen. Y piensa en lo que tu realmente quieres! y que es lo que a ti te hace feliz. No olvides nunca quien eres y a donde quieres ir. La solución no esta en desviarse del camino correcto sino en replantearse cual es el problema de tu insatisfacción y solucionarlo.Mucho ánimo A. -C-

  4. Me ha gustado mucho tu forma de ver la vida soy un chico dr 35 años q por suerte o por desgracia no me siento libre en esta sociedad en la que vivo anhelo la Libertad.
    Hasta los 25 @ños mas o menos me senti libre y hacia lo q me gustaba pero estos diez años han cambiado mi vida y pienso mucho si volvere a encontrarme a mi mismo de nuevo antes era mas feliz, pero tambien tengo q decir q tambien valoro el esfuerzo realizado estos años por ser diferente.

  5. Sinceramente, si eres tan perfeccionista (yo soy igual y creí estarme leyendo gran parte de tu post) puedes ser la mejor fiestera del mundo! La perfecta imperfecta… Tan simple como eso…

  6. Que entrada tan cierta…. Con 15 años, aunque no haya vivido tengo unas ganas enormes de comerme el mundo y demostrar a la gente que no hace falta que me sigan tratando como a una cria de 10. Me he sentido muy identificada con la entrada, ya que yo estoy en busca de la perfección. Sé que es una busqueda en vano, pero la ambicion de encajar y de ser más y más es lo que me mueve. Hay veces que me recuerdo a mi misma que eso de intentar complacer a todos no me llevará a ningun sitio, ya que al final, lo único que consigues es que te tengan envidia. Gracias a tu post sé que no estoy sola en esto 🙂

    http://eleutheromaniavictim.blogspot.com/

  7. Me sienyo muy ifentificada con lo que has escrito, y aun todavia con 25 años siento que sigo igual…espero pronto relajarme, ser yo misma y empezar a vivir. Saludos

  8. La vida se trata de hacer lo que TU consideres correcto, no lo que los demás piensen que es lo ideal. La vida es corta para complacer a todos. Tengo solo 20, y a pesar de que no me arrepiento de lo que hecho en mi vida, se que hubiera sido mas fácil si me hubiese puesto antes que los demás en muchas situaciones.

    Amo el blog, nunca paren de escribir

    saludos desde Dominicana

  9. Creo que no te deberías de cansar de lo que eres. Si has querido ser como eres es por algo y hacer las cosas bien son las que te llevan a la verdadera felicidad.No pienso que deberías cambiar sino buscar un balance en tu vida. Hay que saber medir las cosas todo en exceso es malo. Sigue disfrutando de la vida pero no olvides quien eres.Nadie es perfecto , siempre hay algo que mejorar esfuerza te por hacerlo. No sigas las normas que los demás te ponen. Y piensa en lo que tu realmente quieres! y que es lo que a ti te hace feliz. No olvides nunca quien eres y a donde quieres ir. La solución no esta en desviarse del camino sino en replantearse cual es el problema de tu insatisfacción y solucionarlo.Mucho ánimo A. -C-

  10. Pingback: Costes de Oportunidad | Lo que ellos no saben

  11. Sé tú misma. Da igual si eres doña perfecta o doña caos, no hay opción correcta. Haz lo que quieras y si lo que quieres es ser perfecta pues que nadie te haga sentir que no estás viviendo tu vida por ser así.
    Sé perfecta como y cuando quieras 😉 y si quieres probar a salirte de la norma y ver si esa eres tú realmente, a mí no hay nada que me haga sentir más feliz y loca como salir un día a la calle con un pantalón de pijama…
    Qué tengas un buen día, A 🙂

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s