Que me caso

Parecía un jueves más, sólo que esta vez íbamos a cenar y salir todas. Por fin la copita de los juernes tenía éxito en el grupo y no íbamos las dos de siempre con alguna más que justo ese día se había animado.
No nos habíamos visto en Semana Santa y había sido el cumple de una del grupo así que era la excusa perfecta para que nadie pudiera faltar. Elegimos restaurante, uno de esos que están de moda últimamente en Madrid, y reservamos con tiempo.

Por fin estábamos todas y nos pudimos poner al día, que si entrevistas de trabajo de las que se quieren cambiar, viajes de las que han tenido la suerte de hacerlos en Semana Santa, planes de viajes para verano y todo aquello que se nos iba ocurriendo. Hasta que llegamos al postre y María rellena las copas de vino, coge la suya y nos dice “venga, vamos a brindar ahora que estamos todas” se levanta y dice “QUE ME CASO”.Así, sin más, sin prepararnos el terreno nos suelta que se casa.

¿Qué?, ¿Hemos oído bien? ¿Ha dicho que se casa?
Se está riendo. Es broma. Nadie ha reaccionado así que no hay que preocuparse. Nadie habla. Es mentira, es mentira..
Sólo eso se me pasaba por la cabeza hasta que me dí cuenta de que no era broma, que María nos estaba anunciando que se casaba de verdad.

Captura de pantalla 2015-04-10 a la(s) 17.13.29

Que sí, que ya sé que hay un boom de bodas, que se ha puesto de moda casarse joven y que parece que está habiendo un efecto dominó. Que ya anunciamos esa noticia como otra boda en vez de darle la importancia que tienen, pero ¿María? por Dios no lleva ni dos años con su novio y se casa… Acaba de cumplir 25 y se casa… y lo peor de todo abre la veda en el grupo.

 Y yo no consigo salir de mi estado de shock. Acabo de llegar a casa y sigo con taquicardia, ¿cómo voy a dormir después de este notición? Ahora es cuando me gobio. Sí, me agobio. Porque ya se sabe eso que dicen, que de una boda sale otra boda, y María has ido la primera, pero ahora hay varias que se pueden ir animando y yo aquí estoy como si la cosa no fuera conmigo…

Como si no fuera conmigo hasta que la típica pregunta de que si no tengo novio todavía  siga con la coletilla de “tus amigas se están casando, deberías de centrarte” o “deberías de buscarte un novio” o “deja de irte todos los findes de semana que así no vas a encontrar a nadie” o “deberías de ligar con tíos mas mayores” o “deberías lo-que-sea-que-te-conduzca-a-formar-una-familia” y la verdad, no me apetece nada tener que aguantar a mi madre, mis tías y demás personas que les encanta meter el dedo en la llaga. A ver señoras, que ya llegará, pero que a una soltera nunca se le pregunta porqué no tiene novio.

Y yo que sólo pienso en qué voy a hacer el fin de semana y dónde me puedo ir en verano. Yo que no tengo novio ni parece que esté cerca de tenerlo. Yo que me creo que tengo 18 años y actúo como los tuviera. Yo… ¿cómo puedo asumir yo que mis íntimas amigas se estén casando? Si intento imaginarme vestida de novia y lo único que se me viene a la cabeza es la imagen de Monica, Phoebe y Rachel en friends.

Captura de pantalla 2015-04-10 a la(s) 16.55.32Sinceramente, no es que me de envidia, con mi síndrome de Peter Pan no me planteo casarme en unos años, pero sí, me agobia. Me agobia pensar que el tema de conversación ahora vaya a rondar las bodas continuamente, y peor aún, que en un año o dos podamos estar hablando de embarazos… Me agobia pensar que me he hecho mayor, o que debería hacerme mayor y no logro asumirlo.

Me agobia pensar que el tiempo pasa, aunque no queramos y que cada vez tenemos más responsabilidades. Que ahora haya que ahorrar para trajes y regalos de boda. Que nuestras noches en discotecas se estén cambiando por cenas tranquilas y que cuando pensamos donde ir un fin de semanas busquemos que no haya gente en vez de buscar la marcha. En definitiva me agobia que estas cosas que están pasando me hagan darme cuenta que nos hacemos mayores.

Me agobia, y por eso una vez más aquí estoy para desahogarme, para reivindicar que tengo 25 años y una vida por delante, que no es normal ni necesario casarse tan joven. Que somos jóvenes y nos quedan mil cosas por vivir. Que todavía tengo muchos sitios por descubrir y personas por conocer. Que ligaré, probablemente con varios hasta dar con el adecuado y que ya llegará, que no hay prisa. Que las prisas no son buenas. Que estamos en la mejor edad, en la flor de la vida. Que no hay que adelantarse. Que ya tendremos tiempo de ser adultas y madres de familia responsables. Que no me quiero hacer mayor antes de tiempo y que sí, que me tengo que convencer de que no pasa nada, que habrá bodas pero que yo voy a disfrutarlas como tiene que ser, con una copa y un buen baile. Que mi preocupación de las bodas, sólo sea que los novios sean tremendamente felices. Que hay que disfrutar de cada etapa de la vida y eso voy a hacer yo, o por lo menos intentarlo.

Así que tengo ocho meses para hacerme a la idea y aprovechar a María antes de que dé este paso tan importante en su vida.

Captura de pantalla 2015-04-10 a la(s) 17.06.49

Enhorabuena amiga, sé que vas a ser increíblemente feliz.

-A.

Anuncios

17 pensamientos en “Que me caso

  1. Parece que este post lo he escrito yo! A no te preocupes, pienso igual que tu, estamos solteras, ¿Y qué? Piensa en todo lo que nos queda por disfrutar hasta que llegue un HOMBRE que sepa valorar el pedazo de autenticas chicas que van a tener a su lado, mientras…don´t worry be happy!

  2. No has podido expresarlo mejor, y aunque ya se casó una de mis amigas el pasado septiembre, se casa una más este verano y dos se preparan para ser mamás en breve, comparto contigo ese sindrome de Peter Pan.
    Me encontré hablando de trajes de novia, cortinas y pañales en Semana Santa y lo único que queria hacer era salir corriendo ¡Y yo que aún me levanto por las mañanas para ir a clase!
    En fin, toca apoyar a esas amigas, pero no seguir los mismos pasos.
    Me ha encantado 🙂

  3. Tal vez yo seré rara o algo, pero después de leer el post (¡que está mb por cierto!) me pregunto, ¿por qué esa obsesión con tener una pareja? Después de todo este tiempo, me doy cuenta que la gente no tiene pasiones, y debe llenar su vida con ilusiones de amor para no aburrirse y no sentirse solos, para, como dicen, “ser felices”. Si todos hiciéramos lo que realmente queremos, amamos y por lo que daríamos todo no tendríamos tiempo ni ganas para el amor, porqué éste, al fin y al cabo, EN LA MAYORÍA (no en todos) tan sólo llena vacíos.

    Ns esa es mi opinión haha muy buen poostt!!!

  4. Nunca había leído nada con lo que me hubiese sentido tan identificada! Gracias por compartirlo y hacerlo tan bien! Traslado tus palabras a mis 27 años! A vivir!

  5. leer tu post ha sido como si hubieras entrado dentro de mi cabeza. Yo siento ese mismo agobio y la “congoja” de que la madurez se acerca cada vez más rápido.
    Un beso y a disfrutar de los 20 y de los 30 y de los 40… 😉

  6. Me ha encantado.
    Cuantas veces he pensado eso. Aunque seguimos todas sin compromisos a la vista, creo que en breves empezaran las avalanchas de bodas y esas cosas de “mayores”.
    Aun así, a mi me queda para largo, y sinceramente no me preocupa demasiado.
    Yo también me sigo sintiendo de 18 y con 24 parece que en ocasiones también me comporto así.
    Pero todo llega, mientras tanto a vivir el momento:)

  7. me encantó , creo que uno como mujer a veces se preocupa mucho por tener un novio, luego un esposo y luego una familia . Y en ese transcurso vamos perdiendo muchas cosas y no entendemos que lo que diga alguien más está por demás. Que no porque tal persona le pase tal cosa debemos hacer lo mismo. hay que vivir,conocer y disfrutar; la edad es sólo un número no define quién eres.

  8. Pues que bien por tu amiga si cree ha encontrado su príncipe azul¡¡¡¡…aunque no la creas¡¡….ya que a esta edad aún tienen que pasar por la vida algunos príncipes de este color más todavía.
    …A los 65, una mamá alemana está de cuatrillizos……tal como lo leéis¡¡…por lo que siendo una verdadera locura esta noticia, decidle a ella que a los veintitantos ya tenia su príncipe azul…no me extiendo en conceptos aquí, pues no es este el tema, que mira, se podría tocar próximamente…..
    ….Y, yo, siempre presumiendo de soledad querida…..de vejez con soledad, ..con ganas de terminar pronto mi vida……va, y, hace un año justo,…y, cambio todos los conceptos que tenia de vida…….por Dios, como se puede cambiar en minutos, en serio que si, os lo dice una que lo está viviendo………de creer y pensar tenía ya todo hecho en la vida, ahora le viene para echar adelante una personilla de 8 años, junto con un compañero que he encontrado en mi vida que ha hecho cambie toda la forma de pensar.
    ….Jajajajajaja que esto, parece un guión de película…….pensad y creáis lo que queráis, pero, os lo cuento porque os puedo asegurar he encontrado la palabra amor a mis 67 años……por lo que vivid sin miedo, que cuando esta palabrita tiene que llegar…..no os escapareis.
    Que tenga suerte tu amiga,……y, tú también, por lo simpática que eres¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡

  9. La boda de una de tus amigas más cercanas, sobre todo cuando es la primera del grupo, siempre es un notición. Disfrútala y no te agobies, cada uno marca su propio ritmo, y lo importante es llevarlo a tu gusto.

    Feliz domingo 😉
    Patri.

  10. Ay amiga, cómo te entiendo. Qué me vas a contar a mi, camino de los 29 y soltera desde hace años. Claro que es un rollo que la gente se siga (o te siga) preguntando que por qué estás soltera. La verdad es que a estas alturas del partido ya prefiero ni agobiarme ni preocuparme, porque ¿para qué? Tal como dices, somos Peter Panes que nunca quisimos crecer y lo de que llegue, pues eso, que ya llegará, que no hay tanta prisa y que prefiero aprovechar mi juventud. Pero ya que te saco algunos y tengo más amigas casadas (y todas con pareja, la mayoría viviendo juntos, y ya se empieza a hablar de bebés), te diré que eso de que se abra la veda de las casadas a los 25 también tiene sus cosas buenas. Una de ellas es las despedidas de soltera, porque son las mejores fiestas del planeta y las que abren más confidencias; créenme, unen mucho. La segunda, las bodas son un rollo de caras, pero también pueden ser un sitio para ligar 😉 no necesariamente encontrar al hombre de tu vida pero sí ligar. Por último y no menos importante está la cara de felicidad de tu mejor amiga en esa pedazo fiesta que le montáis y en el día más feliz de su vida. Esos momentos son tan impagables que, créeme, por un momento se te olvidará toda esa historia del agobio y la paranoia. ¡Ah! Y que se casen no significa que no podáis seguir saliendo de fiesta las chicas; ni que no se casen evitará que se vayan imponiendo los planes tranquilos… Al final, cariño, es ley de vida, pero siempre habrá alguien ahí 😉

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s